domingo, abril 20

La alberca

Me hallo al borde,
relatando historias
de personajes desollados
a las copas de los árboles.

Un cielo color yema,
la luna ruborizada.

Los álamos empiezan a platear
y la espuma del viento
casi alcanza mi nariz.

Lo que dicen otros, mi vecino,
mi alter ego, la enfermera
pasa sin apenas dejar rastro
de burbujas.

Empiezo a hilvanar peces de juguete
con el equilibrio de un barco
pusilánime.

En el fondo, un papel
que al salir se deshace
entre manos con olor a cloro.

Un papel con mi rostro desdibujado.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario